VITIVINICULTURAJulio 7, 2017

“La apellation controllee”

Por
Imagen anterior Imagen siguiente

Se ha mencionado también entre nosotros la “apellation d’origine controllée” como si esta certificación de la zona de origen de un vino, fuera una práctica generalizada para la totalidad de los caldos. No es así, sólo lo es para los vinos finos.
Quizás no sea la comparación más oportuna, pero vale la analogía con lo que se hace en lo concerniente a la cría de caballos. Los que se destinan a las carreras en los hipódromos tienen asentados en verdaderos libros de registro todos los datos de filiación (pedigree) pero eso no lo hacen los criadores de caballos con todos los productos de sus haciendas. Hay otros animales, muy valiosos también y que se destinan para otras prácticas deportivas o utilitarias, para los que no se hacen tanta precisiones de sangre y cruzas.
La Certificación de origen, que no es, como parece haberse insinuado, un aval gubernamental sobre el sitio de producción de un fino, es un testimonio dado por un jurado de una región, compuesto generalmente por reconocidos productores de la misma zona y en el que tampoco están ausentes miembros de las hermandades de cultores y de gustadores (vgr.: Les Compagnons du Beaujolais). Estos jurados, luego de una degustación muy ceremoniosa, pero severa, otorgan la certificación que se extiende solamente al volumen de vinos que ellos han reconocido como existen te al momento de su examen.

Durante la gira turística que programé una empresa turística española, coincidió nuestra presencia en Saint Emilión, zona de Burdeos, con una tenida del jurado de la región. Llamó poderosamente la atención de todos los sudamericanos que integrábamos la comitiva, que, de pronto los discretos señores que antes habíamos saludado, de pronto aparecieron para la ceremonia ataviados con amplias vestiduras talares, que los hacían parecer cardenales de la Iglesia Católica, procediendo a la catación y demás instancias de la ceremonia, con un ritual amable, pero realizado con majestuosidad. De la degustación hicieron participar a la visita sudamericana, lo que debimos interpretar como una deferencia, lo mismo que el haber retrasado el acto, para que pudiera coincidir con nuestra visita. Todo estuvo muy bien, hasta que mis compañeros de viaje, me confirieron su representación para responder al agasajo.
Pasé un momento de zozobra, pero con la ayuda del intérprete, a quien le rogué que mejorara como pudiera mis manifestaciones, salí a flote. Y no parece que me fuera del todo mal, si ha de juzgarse por el aplauso que me brindaron los jurados al concluir.
Pues anécdota aparte, este jurado, no es ninguna institución gubernamental. Es un grupo de hombres excepcionalmente entendidos en vinos, ligados con la industria vitivinícola por representar intereses de distinta índole, pero que, observando un pacto de caballeros dan un testimonio. El no ser oficial, no disminuye en manera alguna su valor.

Desde que la certificación de origen no se otorga más que a los vinos finos, debemos concluir que, es atraída en vano por quienes la esgrimen para tratar el tema del fraccionamiento en origen o en zona de consumo de vinos “de mesa’ o “comunes”. Entre nosotros también —ya lo hemos dicho— los vinos finos salen embotellados desde origen.
Pero no es esa la cuestión: estamos hablando de fraccionamiento de vinos comunes.




Cumpleaños:

Gema Mareca González

Directora del Centro de Arte “Jelú”
• Noticias breves

EL 19, 20 Y 21

Fiesta Provincial de la Punta de Espalda

El 19, 20 y 21 de agosto se llevará a cabo esta celebración que tendrá lugar en el ex Estadio Abierto Parque de Mayo.
Habrá números artísticos, artesanos, un espacio de promoción de las Rutas del Vino y del Olivo y una exposición de dinosaurios.
La entrada general será de $50, jubilados y niños abonarán $20.
La venta anticipada de las entradas es en Data 2000 y en Puerto Madero (Av. Libertador 625 Oeste).

DOCUMENTAL

Las últimas voces del terremoto

El martes 15 de agosto, a las 19 en el Auditorium del Teatro del Bicentenario, se presenta un nuevo trabajo de la Fundación Bataller junto a la productora Solaura: una película –documental que rescata las últimas voces del terremoto. El testimonio de personas que vivieron la tragedia y cuentan lo que ocurrió aquel fatídico 15 de enero de 1.944.

Convocan a jóvenes sanjuaninos a unirse a la Armada Argentina

Están abiertas las inscripciones para la Escuela de Suboficiales (dura 2 años y cierra la inscripción el 6 de octubre) y Escuela Naval Militar de la Armada Argentina (dura 5 años y cierra la inscripción el 10 de noviembre). Los requisitos son: -Aprobar exámenes médicos, de perfil laboral, físicos y de aptitud militar. -No tener más de 24 años -Secundario completo (se pueden inscribir cursando el último año) -Exámenes académicos en San Juan en octubre o diciembre. Ingreso en febrero de 2018. Se facilitan programas, bibligrafía, etc. Cabe destacar que la inscripción, alojamiento, vestuario, material de estudio y cobertura médica gratuita. Percibe una remuneración mensual mientras estudia equivalente al salario mínimo vital y móvil (actualemnte 8.060 pesos). Aquellos que quieran averiguar más datos personalmente a Alem 487 Sur, de 8 a 14 o por teléfono 4223744 o por mail a ingresosanjuan@ara.mil.ar

Vulnerability Scanner