Febrero 3, 2018

Tras el alza de las tarifas y del dólar, suben las expectativas de inflación para 2018

Luego del cambio de metas que anunció el Ejecutivo, una política monetaria más laxa y ajustes en precios regulados, se espera una tasa de 19,4%, casi 5 puntos arriba de la meta oficial.

Imagen anterior Imagen siguiente

La inflación esperada para todo el año saltó de 17,4% a 19,4%. Se trata de un nivel mayor a la meta que el Gobierno se propone cumplir (15%). La cifra fue dada a conocer el viernes y sale de la actualización del relevamiento que el Banco Central lleva mes a mes entre economistas, bancos y consultoras de la city. En diciembre último preveían una inflación de 17,4% para este año y en enero subieron su pronóstico a 19,4%.

El dato fue dado a conocer en la semana que el Gobierno aplicó aumentos de al menos 33% para las tarifas de transporte (colectivos). En febrero se espera una inflación de 2,1% según el relevamiento de expectativas del mercado que elabora el BCRA. También se esperan en este mes ajustes en la luz y prepagas. La consultora Elypsis calculó incluso para febrero un aumento del IPC superior al del REM: 2,3%.

Estas alzas en el mes llegan luego de que en enero las naftas aumentaran 5% y la inflación de diciembre cerrara en 3,1% por las correcciones en las boletas de luz y gas.

En este contexto, el aumento de las expectativas de inflación que ocurrió entre diciembre y enero sucede luego de que el Gobierno aceptara que la inflación este año será mayor a la que había calculado en un principio -15% en vez de 10%-. Fue el 28 de diciembre del año pasado cuando el Poder Ejecutivo anunció un cambio en las metas de inflación en una conferencia de prensa en la Casa Rosada junto al presidente del Banco Central, Federico Sturzenegger.

La contrapartida de esta modificación de las metas fue un relajamiento de la política monetaria. El Banco Central bajó 150 puntos básicos la tasa de interés. Precisamente, uno de los factores que explica la mayor expectativa de inflación es el mayor precio del dólar. La divisa aumentó 5,3% en enero, más de un peso.

¿Por qué son importantes las expectativas de inflación? "Las empresas y los consumidores y todos los agentes económicos toman sus decisiones económicas en función de los que "esperan" van a ser las variables", explica Fernando Navajas, economista jefe de Fiel. "Ellos demandan dinero, compran dólares, fijan precios, acuerdan salarios, negocian contratos, en función de lo que esperan va a ser la inflación es decir en su expectativa".

"Las expectativas son importantes ya que se asume que estas expectativas tienen incidencia en la determinación de precios a futuro, por ende, en será un determinante de la inflación a futuro", dice Gabriel Zelpo, economista jefe de Elypsis.

Las expectativas de inflación son importantes además porque en función de ello el Banco Central lleva adelante su política monetaria. El REM de ayer fue clave además porque se trató del primer relevamiento de expectativas donde participaron todos los encuestados dado que el anterior había contado con una menor participación debido al anuncio de cambio de metas.

El mercado anticipa una baja de las tasas de interés gradual del nivel actual de 27,25% a 21,75% a fin de año. O sea, espera que la autoridad monetaria continúa relajando su política monetaria aunque de manera gradual. Por ejemplo para marzo se espera un recorte de apenas 50 puntos básicos. "Sostenemos que a pesar de haber sido excesivamente prudente en las últimas dos decisiones de tasas -sostiene un informe de la consultora ACM-, aún le queda espacio para hacer una recorte significativo en la próxima decisión de tasa de política monetaria".

Como contrapartida de la baja de las tasas de interés, el mercado espera que el dólar aumente y a fin de año llegue a $21,9. De ahí que economistas como Federico Furiase (EcoGo) sostengan que el Banco Central en su próxima decisión de política monetaria mantenga la tasa en los mismos niveles. "Un aumento de las expectativas de inflación demanda una compensación del lado de la tasa de interés para mantener el atractivo de los instrumentos en pesos".

La expectativa sobre la evolución de la inflación núcleo, que es la que el Banco Central observa para subir o bajar la tasa de interés, también mostró un signo ''al alza'': aumentó de 1,2% a 1,6% para el mes de febrero y de 14,9% a 16,9% para el año.

Finalmente, el relevamiento muestra un deterioro de la expectativa de crecimiento aunque se mantienen elevadas para 2018 donde cayó de 3,2% a 3%.




Cumpleaños:

Nilda Adriana Rodríguez De Espínola

Vulnerability Scanner