Segun los buzos, el río Chubut es "una trampa mortal"

Tres integrantes de los bomberos de Trelew explicaron al juez Lleral las dificultades que presenta el cauce de agua. "Si uno queda trabado, se ahoga", comentó uno de ellos

Imagen anterior Imagen siguiente

Tres buzos de los Bomberos de Trelew, que participaron del rastrillaje en el río Chubut el 12 de diciembre pasado, declararon como testigos el martes 6 de febrero ante el juez Guillermo Gustavo Lleral. Esencialmente fueron testimonios cortos pero que dejaron una observación común: las dificultades que presenta el cauce de agua donde fue encontrado muerto Santiago Maldonado, al punto que describieron el lugar como "una trampa mortal".

Milton Daniel Roberts, Lucas Ezequiel Castillo y Benjamín Osvaldo Pena Garrard se presentaron en el Juzgado N° 2 de Rawson de Lleral, donde detallaron el trabajo que hicieron y cómo es el río Chubut en la zona donde el 17 de octubre apareció flotando el cuerpo del joven tatuador de 28 años. Los tres son buzos expertos que trabajan para los Bomberos Voluntarios de Trelew y tuvieron muchas intervenciones en rescates en ese mismo río y otros de iguales características en la Patagonia.

Roberts tiene 24 años de experiencia como buzo deportivo y desde 2001 lo hace también como rescatista. "Trabajé tantos casos en el río Chubut que no los puedo enumerar", dijo en la introducción sobre sus conocimientos ante Lleral y fue contundente sobre la complejidad que presenta ese curso de agua por la cantidad de ramas y pozosinesperados: "Puede sonar exagerado pero en diez centímetros de agua, si uno se queda trabado, se ahoga".

El hombre contó que el ramerío en la orilla es tal que solo hay dos entradas para llegar al agua. "Desde que entramos al agua, todos los movimientos que hicimos fueron muy complicados. En varias oportunidades nos quedamos trabados por las ramas porque nos enganchábamos. Para llegar a la parte de la correntada tuvimos incluso que romper algunas ramas. Fue difícil llegar a la zona del río con mayor corriente, quizás en distancia no era tanto pero sí era muy dificultoso llegar", detalló Roberts, según consta en el expediente, al que tuvo acceso Infobae.

Río Chubut, cerca de Cushamen (Nicolás Stulberg)
Río Chubut, cerca de Cushamen (Nicolás Stulberg)

Aquel 12 de diciembre los buzos entraron acompañados por dos integrantes del Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF). El pedido del juez Lleral era que realizaran un rastrillaje en busca de posibles objetos en el lecho del río que pudieran servir a la causa y que confeccionaran un informe sobre cómo es el lugar, ya que el día que apareció Maldonado no pudieron completar la inspección. La solicitud incluyó tomar muestras de agua y realizar distintos tipos de mediciones. Trabajaron sobre unos 100 metros a la redonda en el río.

Roberts explicó que había zona de "pozones", donde la profundidad pasaba de 1,50 metro a 2,50 metros "abruptamente". Y describió: "El ramerío comenzaba desde la pendiente a la vera del río, antes de entrar al agua, y luego, cuando uno entra al agua, las ramas siguen, en todos sentidos y de distintos tamaños. Las ramas que hay en el fondo del río son iguales a las que hay arriba".

Su compañero Lucas Castillo nació el mismo año que Roberts se hizo buzo. En 2017 empezó como buzo de rescate y participó ese año de cinco episodios. Contó que la zona era de muchas ramas y que removieron la tierra para encontrar objetos, pero que el resultado fue negativo.

"Procedimos a una búsqueda primaria. No divisamos más que fauna, vimos dos truchas y bastante forestación abajo del agua. Vimos ramas de diferentes diámetros tanto en superficie, a media agua y en profundidad y bastante sedimento", detalló Castillo, quien coincidió con Roberts en la localización del "pozón" de 2,50 metros de profundidad.

Río Chubut (Nicolás Stulberg)
Río Chubut (Nicolás Stulberg)

Roberts dijo que fue él quien filmó, a pedido de Lleral, una rama sobre el "pozón" que es sobre la cual apareció apoyado, flotando, Santiago Maldonado. Y fue categórico sobre las dificultades que presenta para cualquiera el río Chubut por sus características: "En general no recomiendo el río para bañarse, pero ese lugar en particular es complicado, es una trampa, es muy difícil transitarlo, o querer cruzarlo. No recomiendo ninguna parte del río para una persona que quiera, por ejemplo, refrescarse", afirmó.

El especialista fue más allá: "El río es una trampa mortal, es muy peligroso. Hay varios factores: el agua fría, las ramas, etc. Uno quizás hace pie en un punto, pero se desplaza cincuenta centímetros para un lado y cambia la profundidad, y hay lugares de mucha correntada".

Aunque Maldonado no había ido a pasear ni a pescar ni a bañarse, sino que murió en el contexto de un operativo represivo de Gendarmería dentro de la Pu Lof en Resistencia de Cushamen, los tres buzos fueron categóricos respecto de la idea de bañarse en el río Chubut: "Ni siquiera es recomendable para gente con experiencia. Nosotros éramos tres y nos íbamos cuidando entre nosotros. No entraría jamás sin tanque. Algunos podrían pensar que es una exageración, pero en diez centímetros de agua, si uno se queda trabado, se ahoga", dijo Roberts.

(Martín Rosenzveig)
(Martín Rosenzveig)

Castillo opinó de la misma forma respecto de las dificultades que presenta el lugar para una persona que no es buzo. "Desde mi punto de vista es un lugar no recreativo acuáticamente. No es un lugar donde una persona se pueda meter a hacer tareas acuáticas. A una persona sin experiencia no le recomendaría que no se meta allí, principalmente por la dificultad que  representa la forestación que hay debajo del agua".

La última persona que vio a Maldonado con vida

Lucas Pilquiman, joven mapuche de 19 años conocido como el "testigo E", declaró ante Lleral que fue él quien escapaba de Gendarmería junto a Maldonado. El chico hizo un relato detallado de cómo fueron los últimos minutos que vio con vida al tatuador, qué relación tenía con él, cuál fue el contexto en el que murió, que los gendarmes gritaban "indios de mierda" y "maten a uno". Además, confirmó que Santiago buscó su mochila en la casilla antes de huir de los agentes.

Según declaró ante la Justicia Pilquiman, el último momento que vio a Santiago Maldonado fue cuando ambos intentaban cruzar el río, pasadas las 11 del 1º de agosto, mientras entraban "unos 70 gendarmes" a la Pu Lof. Pero el joven nacido en el pueblo bonaerense de 25 de Mayo, que no sabía nadar y le temía al agua, le dijo, ya con el agua por el pecho, "no puedo Peñi, no puedo". Entonces él cruzó el río: "La última vez que lo vi estaba escondido de Gendarmería entre los sauces".

Pilquiman, que días atrás fue denunciado por Gendarmería por "falso testimonio", relató que mientras escapaba de las fuerzas de seguridad nacionales se encontró a Santiago que iba hacia el puesto de guardia de la Pu Lof, donde agarró su mochila y salió corriendo detrás suyo.

Puesto de vigilancia de la Pu Lof, de donde Maldonado agarró su mochila (Nicolás Stulberg)
Puesto de vigilancia de la Pu Lof, de donde Maldonado agarró su mochila (Nicolás Stulberg)

"Yo sigo corriendo, bajo hasta donde voy a buscar agua. Hay que hacer como un zigzag para llegar al río. Yo ahí venía con ventaja porque Gendarmería recién estaba entrando cuando nosotros ya llegamos al río", explicó el joven, quien dijo que cuando pisó la orilla atinó a tirarse directamente porque el nivel de agua estaba bajo.

Pero cuando lo hizo quedó atrapado entre unas ramas de sauce. "Me desenredo y me tiro de nuevo al agua. Yo sé nadar, entonces me tiré y empecé a nadar, pero como que me hundía porque tenía un buzo y una campera de abrigo, y eso me pesaba y me tiraba para abajo. En un momento iba nadando y me hundí por la ropa y en un pozón que hay, el agua me tapó".

Lucas explicó que mide "casi 1,90 metro" y que para intentar no ahogarse se sacó la campera y dejó que lo lleve la corriente, cuando en ese momento vio a Maldonado. "Y entonces, le grito a Santiago ''''Vamos peñi, vamos''''. Me doy vuelta y veo que el agua le llega al pecho. Santiago me decía ''''No puedo peñi, no puedo''''. Entonces yo dejo que me lleve la corriente y llego al otro lado del río. Ahí salgo y me saco el buzo y veo a Santiago que está agachado escondido entre los sauces", declaró el joven mapuche.

Pilquiman relató que Maldonado volvió sobre sus pasos cuando pisó el agua. "Yo creo que él no pudo avanzar, porque yo sabía que él no sabía nadar y además el agua estaba muy fría. Cuando estoy del otro lado del río sacándome el buzo, puedo ver que había gendarmes en la barranca arriba tirando con 9mm, escopeta y piedrazos, pero abajo en el agua estaba solo Santiago. Ahí ya no lo vi más. Yo nunca más lo escuché a Santiago, ni gritar ni pedir ayuda, las últimas palabras que escuché de él fueron ''''No puedo, peñi''''".

El juez Lleral en la Pu Lof en Resistencia de Cushamen (Télam)
El juez Lleral en la Pu Lof en Resistencia de Cushamen (Télam)

Cómo sigue la investigación

Por decisión del juez Lleral, la investigación por la muerte de Santiago Maldonado durante un operativo represivo de Gendarmería el 1° de agosto del año pasado, cuando un grupo de siete mapuches (más el tatuador) cortaba la ruta 40 a la altura de Cushamen, se mantiene bajo la carátula de "desaparición forzada", a pesar del pedido de la fiscal federal de Esquel, Silvina Avila, de cambiarla a "averiguación de causales de muerte".

La última medida de prueba del magistrado tuvo que ver con el cotejo del DNI de Maldonado, que apareció junto al cadáver el 17 de octubre. Tal como había hecho con elInstituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI) Lleral elevó la consulta al Gobierno nacional.

Lleral le pidió a Rogelio Frigerio, ministro del Interior, que envíe un detalle de los materiales y métodos que se usan para fabricar el DNI -versión tarjeta- y además que le envíe tres copias "con datos ficticios" de ese tipo de documento con el objetivo de chequear cuánto duran en situaciones similares a las que atravesó el que estaba junto al cadáver de Maldonado entre el 1° de agosto, día que desapareció, y el 17 de octubre, cuando fue descubierto flotando sobre el río Chubut.




Cumpleaños:

Aída Vanesa Giampietro

Odontóloga
• Noticias breves

EMICAR vuelve a Ullum en noviembre

Según lo informado por la municipalidad de Ullum, el curso y la evaluación teórica se realizará el 8 de noviembre y la Evaluación práctica el 16 del mismo mes. Las inscripciones ya se encuentran abiertas en la Secretaria de Gobierno en el edificio municipal de lunes a viernes en horario de 7 a 13. Los interesados deben ir con fotocopia de DNI, constancia de CUIL y grupo sanguíneo. El valor de inscripción $500.

El quirófano móvil de Salud Pública está a full en Rawson

El quirófano móvil, dependiente de la Sección Zoonosis del Ministerio de Salud Pública, está presente en la tradicional esquina rawsina de avenida España y República del Líbano. En esta esquina permanecerá el tráiler estos días hasta el 2 de noviembre inclusive. Los turnos se sacan en el mismo lugar, y hay que apurarse, porque el cupo es limitado.

PARA PELEAR A LAS CERVEZAS

Los vinos van contra la inflación y congelan sus precios

Los argentinos toman cada vez menos vino. Para contrarrestar la tendencia, los productores prometen pelear con bajos precios

Vuelve la Fábrica de Trovadores a recorrer la provincia

El Gobierno de San Juan, a través del Ministerio de Turismo y Cultura comienza la temporada de gira del taller Fábrica de Trovadores. La propuesta se realiza en coordinación con los municipios.