A los 85 añosFebrero 14, 2018

Falleció el empresario Franco Paolini

Tras una neumonía falleció en la Clínica Santa Clara, sus restos serán trasladados a Mendoza donde está sepultada su esposa Irma.

Imagen anterior Imagen siguiente
Francisco Paolini 1932 - 2018.
A las 4 de la mañana de este miércoles, en la Clínica Santa Clara falleció a consecuencia de una neumonía Francesco Paollini, a los 85 años.
Sus restos serán trasladados a Mendoza para ser sepultados junto a su esposa la odontóloga Irma Moreno, que falleció el 17 de abril del 2012.

Fue uno de los empresarios de la construcción más importantes de la provincia. Su primera obra en San Juan fue el tramo Albardón – Adán Quiroga, sobre ruta 40 y la última el Dique Cuesta del Viento, en 1986 le fue otorgada la construcción del dique Cuesta del Viento, que formalmente quedó finalizado en 1997, pero que nunca cobró y lo llevó a la quiebra.


A continuación reproducimos la última nota que se le realizó que fue publicada en el Nuevo Diario 19 de noviembre del 2014.

“A Cuesta del Viento me lo van a pagar cuando sea Papa”

Francesco Paolini nació en Rieti, Italia, el 18 de setiembre de 1932. El lugar de nacimiento está a unos 100 kilómetros de Roma. En Argentina lo llaman Francisco, aunque su padre siempre le decía Franco, según él mismo cuenta. Ayer cumplió 82 años y días antes recibió en su chalet de calle Meglioli a El Nuevo Diario.

Impecable en su manera de vestir, hablando con el conocido tono de voz alto y siempre sonriente, Paolini recuerda detalles de cómo llegó a San Juan, de cómo era la vida de un adolescente de 16 años durante la Segunda Guerra Mundial o por qué decidió venir a la Argentina.

Dentro de todo este relato apasionado, hay algo que siempre gana la atención de quien lo acompaña en la charla: cómo se iluminan sus ojos cuando habla de Irma, a quien llama “mi amor”. Irma Moreno lo acompañó durante cuarenta años, era una odontóloga a la que conoció durante la realización de una obra vial en Mendoza. Fue casual, tenía necesidad de atenderse de una dolencia e Irma fue la encargada de hacerlo. Nunca imaginó que se transformaría en la compañera de vida de uno de los empresarios viales más importantes del país.

—¿Cuántos años lleva en San Juan?

—Más de cuarenta.

—¿Cómo llegó a la provincia?

—Vine a construir el tramo de ruta Albardón – Adán Quiroga. Yo sólo hacía caminos, nunca hice no sólo una casa, ni una pieza. Siempre trabajé con Vialidad Nacional.

—¿Por qué sólo construyó caminos?

—Porque cuando llueve y se construyen caminos no se puede trabajar y como acá no llovía nunca, se podía. Entonces me quedé. Esta casa se la compré a unos franceses, los Jacquemin.

—Pero después construyó un dique, Cuesta del Viento.

—Sí, Cuesta del Viento fue como construir una casa.

—¿Por qué decidió hacer Cuesta del Viento?

—Y bueno, me puse a hacerlo. En esa época María Julia Alsogaray era Secretaria de Recursos Energéticos y Carlos Saúl Menem el presidente de la República, 350 sanjuaninos trabajaban conmigo. A Cuesta del Viento me lo van a pagar cuando sea Papa.

—¿El gobierno no terminó de pagarle?

—No, por Cuesta del Viento pedí la quiebra. Si me hubiera terminado de pagar no iba a la quiebra.

—¿Se puede decir que esta fue la obra más importante de Francisco Paolini?

—Sí señor, la más importante y la más grande, 350 sanjuaninos trabajaron conmigo, era una obra nacional.

—¿Hizo obras en otros países?

—Nunca, fuera de la Argentina.

—Pero podría haberlas hecho.

—Sí, pero nunca hice fuera.

—¿Por qué se enamoró de San Juan?

—Por el clima. Los sanjuaninos además nos recibieron con los brazos abiertos, después me casé con mi amor.

—¿Cómo se conoció con Irma, su esposa?

—En la construcción de un tramo del camino a Mendoza. Ella era odontóloga y me sacó una muela hace cuarenta años.

—¿Lo acompañaba?

—Siempre.

—¿Fue su pilar?

—Siempre, hasta que falleció, hace dos años, lo fue durante cuarenta años.

—¿Cómo fue su vida después que falleció Irma?

—Imagínese, falleció en abril del 2012. Estoy solo, pero tengo gente de confianza y amigos. Margarita lleva más de 30 años.

—¿Cuál es el gobernador que más recuerda o con el que mejor relación tuvo?

—Con todos tuve buena relación. Ahora Gioja es el gobernador.

—¿Qué recuerda del doctor Leopoldo Bravo?

—Eh! Lo mejor, Leopoldo Bravo y Polito, tuve buena relación siempre y con todos.

—¿Se junta con amigos?

—Siempre, antes éramos como veinte, ahora somos ocho o diez.

—¿Dónde se juntan a comer?

—Yo nunca elijo, siempre eligen ellos, pero siempre es a la romana, se divide y cada uno paga. Empezamos con 20 o 40 pesos por persona hace diez años, ahora vamos por 120 o 140 pesos por persona. La última vez fuimos frente al Centro Cívico.

—¿Qué actividad tiene durante el día?

—Nada, camino adentro de la casa. Hace un año, el único lugar donde manejo es adentro de la casa, por el jardín, diez o quince minutos. Nunca choqué, gracias a Dios y a la Virgen. Los miércoles me buscan los amigos y me traen de vuelta.

—Siempre se dijo que usted cuidaba mucho a sus empleados, ¿cómo hizo para decirles que la empresa quebraba?

—Eran mi familia, yo pedí la quiebra, nadie me la pidió. No había manera de no pedirla, pero no era a mí solamente que no me pagaban.

—¿Qué es de la vida de sus hermanos?

—Eugenio tiene vacas cerca de Buenos Aires; Paolo, el mayor, falleció. Salvatore, el más chico, está allá en Italia. María es presidente de la Corte Suprema. Matilde atiende un restaurante con sus hijos en Roma.

—¿Tiene contacto con ellos?

—Siempre, por teléfono, de vez en cuando vienen pero yo no viajo.

—¿Sigue eligiendo a San Juan?

—Siempre, de acá no me sacan. Esto se vende después de muerto. Soy romano de nacimiento, argentino por adopción y sanjuanino de sentimiento. Hay siete kilómetros de acá a un café de la Plaza 25 y siete de vuelta, son catorce. si quiero tomar capuccino.

De amigo del poder al ostracismo

Francisco Paolini tenía algunos tips para manejarse en su vida empresaria. Sólo se dedicó a las obras viales a través de Vialidad Nacional, nunca con las provincias y jamás celebraba negocios en lugares en los que el idioma le era desconocido. A decir suyo, una coma podía cambiar el sentido, y el negocio se transformaba en un problema.

De hecho, no haber cumplido uno de esos preceptos, le significó la quiebra empresarial.

En 1986 le fue otorgada la construcción del dique Cuesta del Viento, que formalmente quedó finalizado en 1997. La adjudicación de esa obra, le valió un juicio millonario a la provincia por parte de la empresa Pescarmona, que fue la ganadora de la licitación que se le adjudicó a Paolini, quien había resultado tercero. Atravesó la inflación durante los gobiernos de Alfonsín y de Menem, y el plan de convertibilidad, pero el dique fue la cruz para su exitosa vida empresaria.

Agobiado por el incumplimiento en el pago por parte del gobierno nacional, Francisco Paolini terminó pidiendo la quiebra. Sólo pudo salvar el chalet ubicado en Rivadavia y después de una apelación realizada por su abogado, tras haberse ordenado el remate de la propiedad. La presentación logró conservar la casa como bien de familia, aunque había sido desafectada por el síndico de la quiebra.


NOTA RELACIONADA

Recordamos a Paolini con una entrevista realizada en La Ventana




› Encuesta

Cumpleaños:

Raúl Martinazzo

Ex Jugador de Hockey

Fallecido:

Adita Susana Oro De Diaz Cano

El sepelio se realizará hoy, a las 09:00 horas, en el cementerio...
• Noticias breves

Comenzaron las inscripciones para ingresar a la Armada

La Delegación Naval de la Armada Argentina en San Juan vuelve a abrir las inscripciones para ser parte de esta entidad. Las inscripciones son hasta el 15 de junio del 2018. Además, la Armada Argentina busca ingenieros y médicos para que se sumen a la armada. Los interesados deben acercarse a la oficina de la delegación ubicada en Alem 487 sur o al teléfono 4223744. Estos son los requisitos: Secundario completo (se pueden inscribir cursando el último año) Tener no más de 24 años Exámenes académicos en San Juan en octubre o diciembre. Ingreso en febrero de 2018. Se facilitan programas, bibliografía, etc. Aprobar exámenes médicos, de perfil laboral, físicos y de aptitud militar. Educación paga: Alojamiento Vestuario Inscripción Material de estudio Cobertura médica gratuita Percibe una remuneración mensual mientras estudia equivalente al salario mínimo vital y móvil (actualmente 9.500 pesos). Formación. Sustentada en valores, posibilidades de superación personal y profesional. Estabilidad laboral.

Vuelve la Fábrica de Trovadores a recorrer la provincia

El Gobierno de San Juan, a través del Ministerio de Turismo y Cultura comienza la temporada de gira del taller Fábrica de Trovadores. La propuesta se realiza en coordinación con los municipios.