Cámara PenalAbril 12, 2018

A juicio por violar a su media hermana durante 9 años

El hombre comenzó a someter sexualmente a la víctima cuando ésta tenía 11 años. En una ocasión la niña sufrió un aborto espontáneo.

Imagen anterior Imagen siguiente
Imagen ilustrativa

La semana próxima se elevaría a juicio la causa contra un hombre por haber violado a su media hermana, desde que la víctima tenía 11 años y hasta los 18 años. La causa está caratulada delito contra la integridad sexual con acceso carnal, agravado por daño mental y por comisión de convivencia y por ser menor de edad.

A.M. ,apodado el “Chato” de 26 años, es pensionado, padece una disminución visual, fue detenido el 17 de junio de 2016 tras la denuncia radicada por la víctima, su media hermana.

Según la denunciante, cuando tenía 9 años, se vinieron a vivir a San Juan, a la casa de su abuela. La joven señaló que dormían en una habitación ella, su hermana discapacitada, su abuela y el agresor.

El agresor iba a la escuela Braile, pero a los 16 años abandonó el cursado y se quedaba en la vivienda, la víctima en ese entonces tenía 11 años, y su medio hermano comenzó a realizarle propuestas indecentes. Una noche, cuando todos dormían, el acusado sacó un colchón y lo puso en el piso del comedor obligando a la menor a acostarse con él, la desnudó y la violó amenazándola de muerte.

Luego de ese episodio comenzó a someter diariamente a la niña, en los fondos de la vivienda.

Cuando la adolescente tenía 14 años, la madre se enteró lo que hacía el agresor. La mujer le recriminó su accionar a lo que el joven reaccionó violentamente goleándola y dejándola inconsciente. Esta actitud generó miedo en los integrantes de la familia, situación que fue aprovechada por el depravado, que siguió abusando continuamente de la menor.

En el 2015, la víctima se trasladaba en un remis a su trabajo, ante una maniobra violenta del conductor del auto, se descompuso y comenzó a sangrar. Fue llevada al Hospital donde le diagnosticaron aborto espontáneo. A pesar de la situación el hombre no dejó de someterla sexualmente.

En el año 2015, la joven entabló una relación sentimental con un chico, ante esta situación su medio hermano, comenzó a ser más violento con ella y la violaba con más frecuencia.

La menor manifestó que el abusador era una persona descontrolada y violenta, un día para obligarla a tener sexo, ante la resistencia de la adolescente, el agresor tomó a un perro propiedad de la víctima y comenzó a ahorcarlo, posteriormente violó a la menor.

La víctima, ante los reiterados abusos y la falta de apoyo familiar, quería quitarse la vida, su novio se enteró de la situación y la instó a denunciar ante la policía, lo que originó la detención del abusador.

Los estudios elaborados por los profesionales indican que el acusado denota una personalidad fóbica, depresiva y esquizoide. Su identidad masculina es débil, teniendo una homosexualidad latente, por lo que actúa violentamente para reafirmar su masculinidad con un estereotipo machista sometiendo a la mujer.

Además, destacan los profesionales “el agresor comprende la criminalidad de sus actos y dirige su accionar, no tiene alteraciones cognitivas”.




Cumpleaños:

Néstor Adrián Campillay

Poeta
• Noticias breves

PARA PELEAR A LAS CERVEZAS

Los vinos van contra la inflación y congelan sus precios

Los argentinos toman cada vez menos vino. Para contrarrestar la tendencia, los productores prometen pelear con bajos precios