IMAGENESAbril 30, 2018

Metamorfosis del humor gráfico

Por Eduardo Peñafort
Imagen anterior Imagen siguiente
Más de 700 personas asistieron a “Ilustres”, el show de Stand Up e ilustración que trajeron Liniers y Montt a San Juan.

Se denomina humor gráfico a los chistes creados a partir de viñetas, caricaturas y tiras cómicas realizadas para la prensa. Emparentado con la historieta – relatos a través de ilustraciones con o sin textos que abordan innumerables temas – forma parte de la cultura popular, pero a partir de la década del 60 se la considera una de las bellas artes.

Ricardo Liniers Siri (Liniers) es uno de los reconocidos historietistas del país con casi veinte años de publicaciones constantes, desde Bonjour (Página 12) a Macanudo (La Nación) – se representa a sí mismo como un conejo -. La misma producción del autor da cuenta de la comunicabilidad entre arte popular y arte de elite, puesto que ha realizado exposiciones de pintura y publicado diversos tipos de textos.

Liniers responde al modelo de los artistas de la generación del 70 que transitan en diversos lenguajes y provocan fusiones a veces en solitario, en otras oportunidades en colaboración con artistas de otros campos. Ejemplar al respecto es el espectáculo que realiza con Kevin Johansen (que cultiva intencionalmente la impureza estilística hasta el punto que autodenomina a su modalidad expresiva Des-generada), quien mientras actúa, Liniers hace lo suyo pintado (aunque a veces también toma la guitarra).

El historietista es un personaje carismático y goza de gran popularidad en diversos circuitos del público – en

general jóvenes y con capacidad para moverse en más de un teclado cultural -. Su llegada a San Juan, en un show con Alberto Montt, denominado “Ilustres” o “Los ilustres” fue objeto de gran satisfacción para sus admiradores locales, que quedó demostrado por la enorme cantidad de público que se agolpó el domingo pasado en la Sala Conte-Grand. Un acierto adicional fue la gratuidad del espectáculo que permitió la participación de distintos sectores sociales.

El título del espectáculo “Ilustres” es polisignificativo. Siri reconoce un lejano parentesco con el famoso Virrey y el apellido Montt es signo de la política liberal del siglo XIX en Chile. Pero claro, ilustre menciona la actividad central que ambos protagonistas realizan.

Alberto Montt si bien es artista plástico y publicista, emergió de la blogófera de la primera década del siglo XXI, en un célebre espacio denominado “Dosis diarias”. Luego de obtener un premio alemán como el mejor blog, incursionó con el humor en otros soportes, motivo por el que también es muy conocido en diversos planos de la comunicación.

Ilustres combina en simultáneo dos géneros estabilizados: el Stand Up y la ilustración. Resulta imposible establecer una normativa sobre la “comedia en vivo” o “parado”, puesto que su actual apogeo no debe hacer olvidar una larga tradición precedente.

Los autores en sus prácticas individuales recurren frecuentemente a hechos de su vida cotidiana y este aparece como un gran “motivo” de los monólogos. Con un lenguaje descontracturado – que sin embargo evita prolijamente caer en la repetición de la comunicación corriente y la guaranguería -, los monólogos se encuentran plagados de sobreentendidos y juegos de palabras que los jóvenes captan con alegría.

Cada uno de los monólogos se resuelve fluidamente, con figuras sutilmente irónicas que no eluden el absurdo y las situaciones surrealistas. Se trata de un guion humor que intenta “reírse con” y no burlarse de nadie, generar un clima cómico antes que una andanada de chistes por ello hacer reflexionar. Ningún tópico demasiado innovador – en algunos casos recurren a verdaderos caballitos de batalla del Stand Up - y en un pentagrama políticamente correcto dentro de un “progresismo” se genera una excelente atmósfera.

Desde el punto de vista gráfico, cada uno hace lo suyo con coherencia y solvencia, recurren a su imaginería (que el público mayoritariamente conoce) y los despliegan con gran destreza, ejerciendo una libertad pero sin dar golpes bajos ni chistes ramplones.

Un buen espectáculo que cumple la función de provocar experiencias estéticas a un público que sabe lo que busca. Se trata de una evolución del humor gráfico que ya transita por otros caminos y abreva de otras fuentes, en búsqueda de un nuevo lenguaje. Si los diarios han cambiado, es imposible que el humor gráfico permanezca igual.




Cumpleaños:

Aída Vanesa Giampietro

Odontóloga
• Noticias breves

EMICAR vuelve a Ullum en noviembre

Según lo informado por la municipalidad de Ullum, el curso y la evaluación teórica se realizará el 8 de noviembre y la Evaluación práctica el 16 del mismo mes. Las inscripciones ya se encuentran abiertas en la Secretaria de Gobierno en el edificio municipal de lunes a viernes en horario de 7 a 13. Los interesados deben ir con fotocopia de DNI, constancia de CUIL y grupo sanguíneo. El valor de inscripción $500.

El quirófano móvil de Salud Pública está a full en Rawson

El quirófano móvil, dependiente de la Sección Zoonosis del Ministerio de Salud Pública, está presente en la tradicional esquina rawsina de avenida España y República del Líbano. En esta esquina permanecerá el tráiler estos días hasta el 2 de noviembre inclusive. Los turnos se sacan en el mismo lugar, y hay que apurarse, porque el cupo es limitado.

PARA PELEAR A LAS CERVEZAS

Los vinos van contra la inflación y congelan sus precios

Los argentinos toman cada vez menos vino. Para contrarrestar la tendencia, los productores prometen pelear con bajos precios

Vuelve la Fábrica de Trovadores a recorrer la provincia

El Gobierno de San Juan, a través del Ministerio de Turismo y Cultura comienza la temporada de gira del taller Fábrica de Trovadores. La propuesta se realiza en coordinación con los municipios.