EEUUMayo 7, 2018

A lo "Titanic", un crucero se inundó y generó pánico entre los pasajeros

El Carnival Dream había zarpado desde Nueva Orleans e iba a recorrer el Caribe. Se rompió una cañería y los pasillos terminaron llenos de agua. Mirá el video.

Imagen anterior Imagen siguiente

Los pasajeros de un crucero de Carnival Dream que viajaban de Nueva Orleans, Estados Unidos para recorrer el caribe, tuvieron que cambiar rápidamente su proyecto de playas de ensueño por escenas dignas del cine catástrofe. Una tubería de un crucero se rompió e inundó los camarotes de toda una cubierta, alarmando a unos cien pasajeros.

Una de las pasajeras, Marla DeAnn Haase, publicó en Facebook un video del desastre. "Nos estamos inundando en un crucero. Ya escuchamos el derrumbe de los cubiertos y los violines. Recen por todos nosotros", dijo.

La cadena de cruceros informó luego que la inundación se debía al quiebre de una tubería del sistema de extinción de incendios.

Para resarcir a los pasajeros afectados, la empresa les dio un reembolso total de su viaje y un crédito de 50 por ciento para una futura reserva, informó el medio Cruise Law News. Además, se les dio la opción de volar de regreso a Estados Unidos el viernes, informaron medios norteamericanos.




Cumpleaños:

Victoria Guarnido

• Noticias breves

La comercialización de animales de la fauna silvestre es delito

La Secretaría de Estado de Ambiente y Desarrollo Sustentable recomienda a la población evitar la adquisición de animales silvestres para tenencia doméstica. Inspectores de la Subsecretaría de Conservación y Áreas Protegidas realizan constantemente operativos de rutina. Según establece Ley Nº 606-L queda prohibido en el territorio provincial la caza de animales de la fauna silvestre, el hostigamiento, la destrucción de sus hábitats, refugios, nidos, huevos, etc., como así también, la apropiación, tenencia y transporte de los productos derivados de los mismos.

PARA PELEAR A LAS CERVEZAS

Los vinos van contra la inflación y congelan sus precios

Los argentinos toman cada vez menos vino. Para contrarrestar la tendencia, los productores prometen pelear con bajos precios